Parroquia Espíritu Santo

Misas

Lunes a sábado (excepto martes) 20 hrs en Sede Parroquial(España 2750). Martes 20 hrs Misa en Capilla San Vicente de Paul (Estado de Isrrael 2673). Domingo 9 hrs y 20 hrs en sede parroquial.

San Juan Bautista

Misas los miércoles, sábados y domingos a las 18 hrs. y primer viernes de cada mes a las 18 hrs.

Cursillos

Cursillo Prebautismal: 17 y 18 de Noviembre ; 15 y 16 de diciembre a las 20 hrs. Curso Prematrimonial, Matrimonio y Bautismo, consultar en la Parroquia.

Misa de Embarazadas

Misa con bendiciones a las embarazadas todos los 25 de cada mes.

Adoración al Santisimo

Adoración al Santisimo Sagrado Corazón 1ros viernes de cada mes a las 19 hrs y primeros miércoles de cada mes despues de la misa.

Atención de Secretaría Parroquial todos los días excepto martes de 19 a 20 hrs.

parroquia3

La comunidad parroquial Espíritu Santo se inició como una pequeña capilla en el barrio El Palomar y se convirtió, por la gracia de Dios, la fe de la comunidad y el trabajo de todos, en una de las más importantes de la ciudad de Posadas. Mucho esfuerzo, tesón, convicción y una profunda fé se necesitan para lograr que ello ocurra.
La parroquia Espíritu Santo cumple SESENTA AÑOS DE VIDA AL SERVICIO DEL EVANGELIO, mientras continúa trabajando para acercarse al ideal que Cristo nos dejó.
Han sido cinco décadas de arduas tareas para consolidar la esperanza cristiana y mantener unida la comunidad, objetivos más importantes aún, que la construcción del amplio y bello templo de la Sede parroquial.
La fundación de la parroquia Espíritu Santo tiene su más antiguo hito en la Santa Misión que se desarrolló en Posadas entre los días 12 al 27 de septiembre de 1959. El padre Ricardo Veter condujo la misión en el barrio Palomar, con la celebración de la Misa en la Capilla San Vicente de Paul, ubicada en el Asilo de Ancianos de la calle Estado de Israel, mientras que un depósito y taller aserradero, propiedad de la familia Mussi, oficiaba de centro de reuniones de la Santa Misión.
Durante el desarrollo de la misma, se formó una Comisión Pro-Iglesia del Espíritu Santo, para recaudar fondos, y se efectuaron quermeses y venta de platos.
Al término de la Santa Misión, la Comisión se entrevistó con el Obispo para solicitarle su mediación para que se establezcan, en el barrio El Palomar, los Sacerdotes Redentoristas de la Viceprovincia de Resistencia.
El pedido se formalizó por escrito y el señor Idzi, ofreció su casa de Avenida Mitre y Estado de Israel con destino a la residencia parroquial, que mereció una excelente acogida. Esta respuesta a las inquietudes de los feligreses, implicó un gran estímulo para proseguir con las gestiones, hasta que el 20 de abril de 1960 se logró la concreción de un hecho de trascendencia: el padre Ricardo Veter, recibe la orden del M. R. P. Superior Mariano Kiniarski y se dirige a Posadas a hacerse cargo de la organización de la capilla tan anhelada.
El 26 de abril de 1960, el padre Veter llegó a Posadas, y con marcado entusiasmo inició su tarea. En su bienvenida, con la presencia del Obispo Kemerer, se planificaron las acciones a realizar en el menor tiempo posible.
Al comenzar el mes de mayo, la Capilla ya contaba con un tinglado de 7 por 8 metros, de los cuales 3 metros se destinaban para el altar, quedando la mayoría de los asistentes, fuera del mismo, por lo que la Comisión lo extendió a 18 metros de largo.
Eran incesantes las acciones que se desarrollaban para atender los asuntos materiales del templo, como lo concerniente al crecimiento espiritual de la comunidad, tal es así que desde el 26 de mayo al 5 de junio de ese año, se realizó la Primera Novena al Espíritu Santo y la Fiesta Patronal bajo el Lema «¡Viva el Espíritu Santo en nuestros corazones!» y el 11 de septiembre ya tomaron la Primera Comunión los 33 niños catequizados.
Los primeros días de febrero de 1961, llegó el Viceprovincial de los Redentoristas M. R. P. Casimiro Kalemba para dialogar con el Obispo, respecto a la canónica erección de la parroquia y se fijó como fecha, el 19 de febrero.
Narra la crónica de la Comunidad Redentorista de Posadas, que Monseñor Jorge Kemerer, al ser consagrado Obispo en la Basílica del Espíritu Santo en Buenos Aires, anheló consagrarle al Espíritu Santo una parroquia de Posadas y su ensueño llegó a ser realidad cuando el 19 de febrero de 1961 decreta la nueva parroquia del barrio El Palomar, bajo la advocación del Espíritu Santo, entregándola a su desarrollo pastoral a los Padres Redentoristas, es decir, nuestra parroquia Espíritu Santo nace bajo la inspiración del mismo Espíritu Santo, dado al Pastor de la Diócesis, por eso los que pertenecemos a ella, somos portadores de esta inspiración y en virtud de ello se celebra cada lunes a las 20:00 hs. la Santa Misa en honor al Santo Patrono, consagrándonos a Él y pidiendo nos ayude, en estos Cincuenta Años de Vida Parroquial, a construir la Iglesia misionera, casa y escuela de comunión.
En el transcurso de estos cincuenta años, la parroquia sumó dos capillas: la Capilla San Cayetano y la Capilla San Juan Bautista y el Instituto Taller Espíritu Santo (I.T.E.S.)

Medio Siglo Bajo la Influencia del Espíritu Santo

La Parroquia Espíritu Santo cumple SESENTA AÑOS DE VIDA AL SERVICIO DEL EVANGELIO que Cristo nos dejó.
Su fundación surge luego de la Santa Misión que se desarrollo en Posadas en el año 1959. El padre Ricardo Veter condujo la misión en el barrio Palomar, con la celebración de la Misa en la Capilla San Vicente de Paul, ubicada en el Asilo de Ancianos de la calle Estado de Israel, mientras que un depósito y taller aserradero, propiedad de la familia Mussi, oficiaba de centro de reuniones de la Santa Misión. Durante el desarrollo de la misma, se formó una Comisión Pro-Iglesia del Espíritu Santo.
Al término de la Santa Misión, la Comisión se entrevistó con el Obispo para solicitarle su mediación para que se establezcan, en el barrio El Palomar, los Sacerdotes Redentoristas de la Viceprovincia de Resistencia.
El pedido se formalizó por escrito y el señor Idzi, ofreció su casa de Avenida Mitre y Estado de Israel con destino a la residencia parroquial, que mereció una excelente acogida. Esta respuesta a las inquietudes de los feligreses, implicó un gran estímulo para proseguir con las gestiones, hasta que el 20 de abril de 1960 se logró la concreción de un hecho de trascendencia: el padre Ricardo Veter, recibe la orden del M. R. P. Superior Mariano Kiniarski y se dirige a Posadas a hacerse cargo de la organización de la capilla tan anhelada.
El 26 de abril de 1960, el padre Veter llegó a Posadas, y con marcado entusiasmo inició su tarea. En su bienvenida, con la presencia del Obispo Kemerer, se planificaron las acciones a realizar en el menor tiempo posible.
Al comenzar el mes de mayo, la Capilla ya contaba con un tinglado de 7 por 8 metros, de los cuales 3 metros se destinaban para el altar, quedando la mayoría de los asistentes, fuera del mismo, por lo que la Comisión lo extendió a 18 metros de largo.
Eran incesantes las acciones que se desarrollaban para atender los asuntos materiales del templo, como lo concerniente al crecimiento espiritual de la comunidad, tal es así que desde el 26 de mayo al 5 de junio de ese año, se realizó la Primera Novena al Espíritu Santo y la Fiesta Patronal bajo el Lema «¡Viva el Espíritu Santo en nuestros corazones!» y el 11 de septiembre ya tomaron la Primera Comunión los 33 niños catequizados.
Los primeros días de febrero de 1961, llegó el Viceprovincial de los Redentoristas M. R. P. Casimiro Kalemba para dialogar con el Obispo, respecto a la canónica erección de la parroquia y se fijó como fecha, el 19 de febrero.
Narra la crónica de la Comunidad Redentorista de Posadas, que Monseñor Jorge Kemerer, al ser consagrado Obispo en la Basílica del Espíritu Santo en Buenos Aires, anheló consagrarle al Espíritu Santo una parroquia de Posadas y su ensueño llegó a ser realidad cuando el 19 de febrero de 1961 decreta la nueva parroquia del barrio El Palomar, bajo la advocación del Espíritu Santo, entregándola a su desarrollo pastoral a los Padres Redentoristas, es decir, nuestra parroquia Espíritu Santo nace bajo la inspiración del mismo Espíritu Santo, dado al Pastor de la Diócesis, por eso los que pertenecemos a ella, somos portadores de esta inspiración y en virtud de ello se celebra cada lunes a las 20:00 hs. la Santa Misa en honor al Santo Patrono, consagrándonos a Él y pidiendo nos ayude, en estos Sesenta Años de Vida Parroquial, a construir la Iglesia misionera, casa y escuela de comunión.